Sacerdote cubano escribe al Papa y lo critica duramente

ACN
ACN

En medios de Europa y América, se reproduce la siguiente misiva:

Querido Santo Padre, fue muy difícil para mí observar sus generosas sonrisas a los dictadores de izquierda: Nicolás Maduro, Daniel Ortega, Evo Morales, entre otros.

Como te expresé en una carta de 2018, entiendo que hayas vivido la experiencia traumática de las dictaduras de derecha: esos generales que se proclamaban cristianos, pero perseguían, encarcelaban, desaparecían y mataban a jóvenes y viejos, catequistas y activistas comunitarios. misioneros, a sacerdotes, religiosos y religiosas y también obispos, como en el caso de Monseñor Enrique Ángel Angeleli.

Durante su visita a Cuba en 2015 fue una sorpresa muy lamentable que a los disidentes se les impidió saludar al Papa en la Nunciatura de La Habana, como era de esperar. Al día siguiente, a pesar de que la situación se repitió en la catedral habanera,  la Santa Sede guardó silencio  y no presentó una protesta formal y pública contra el comportamiento del gobierno cubano, al menos grosero hacia el Papa y ofensivo hacia los disidentes que querían saludar. tú.

Los recientes acontecimientos en Nicaragua, con el encarcelamiento del obispo Rolando Álvarez y un grupo de sus más cercanos colaboradores, sacerdotes y laicos, en Matagalpa, han vuelto a traer el tema del silencio ante los abusos de las dictaduras de izquierda. Preocupan en extremo la detención de los principales candidatos opositores a la presidencia,  el brutal hostigamiento a toda la disidencia política y social  y la declarada persecución religiosa desatada por el dictador Daniel Ortega y su esposa Rosario Murillo  . Me acuerdo de esa melodía chilena de la época de Pinochet.eADV

Los amigos que me ayudaron con sus consejos y sugerencias a escribir esta carta me advirtieron que no tocara el tema de los católicos en China y, sobre todo, de la Iglesia mártir de ese país. Sin embargo, la reciente visita de Michelle Bachelet, Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, y la publicación de sus conclusiones sobre la persecución de los pueblos musulmanes en China, han puesto al día la cuestión de las relaciones de la Sede Apostólica con nuestros hermanos chinos.

Desconozco los protocolos firmados con el gobierno chino (secretos por cierto) pero la impresión de analistas y conocedores es que  se ha sacrificado la parte más sufrida de la confesión católica . Un ejemplo de esto es el trato reservado al cardenal Joseph Zen, arzobispo emérito de Hong Kong, quien fue llevado a prisión y luego a juicio. Sabemos bien que cuando la Santa Sede no defiende explícita y firmemente a las víctimas, los gobiernos totalitarios se sienten libres de actuar como les plazca, contra sus víctimas…

No podemos pasar junto al hombre que yace al borde del camino, como hicieron el Sacerdote y el Levita en la parábola del Buen Samaritano. Hay que bajarse del caballo, hay que lavar y vendar las heridas. Debemos «alzar la voz y advertir del peligro». Si no,  nos convertimos en cómplices de un silencio culpable . Su Santidad, su entrevista con la  cadena Univisión  con motivo del primer aniversario del levantamiento popular del 11 de julio de 2021 en Cuba, sorprendió a muchos en la isla y más allá. Santo Padre, los cubanos nos avergonzamos de usted.

Cómo es posible que el Papa guarde silencio ante la brutal represión contra ciudadanos pacíficos que gritaban “Patria y Vida” y expresaban su enorme deseo de libertad y justicia ante un gobierno que lleva 63 años en el poder, violando derechos y aplastando todo? Los casi mil reclusos, en su mayoría jóvenes, algunos incluso menores de edad, que desde entonces llenan nuestras cárceles, son un grito que llega al cielo y debe conmover el corazón de los líderes del mundo, de los pueblos y naciones de la tierra. Pero sobre todo de la Iglesia y de su Pastor supremo, siervo de los siervos de Dios.Con tristeza les transmito lo que me dijo un excelente joven sacerdote:  “A veces el Papa me suena más a un ideólogo que a un profeta o a un pastor «. Otra cosa, y terrible, sucedió ese día: el presidente de la nación y primer secretario del Partido Comunista de Cuba, llamó no a la moderación y la concordia, sino a la represión y violencia contra los aspirantes, por parte de quienes tenían el uso y posesión de armas, representantes del poder y apoyados por él…

Ambos somos humildes servidores del Señor y de su Pueblo: vosotros como Papa y yo como párroco de una pequeña parte del rebaño. Sólo cuando los fieles vean que los anteponemos a cualquier otra consideración o interés, encontrarán la fuerza para vencer la impotencia y la desesperación. Apoyo plenamente la posición del cardenal Gerhard Müller , ex prefecto de la Doctrina de la Fe: «Quizás la Iglesia debería ser más libre y menos atada a la lógica mundana del poder, por lo tanto más libre para intervenir y, si es necesario, para criticar a los políticos que fin de suprimir los derechos humanos”.

José Conrado Rodríguez Alegre , pastor de la iglesia de San Francisco de Paula en Trinidad, Cuba.

TERRANOSTRANEWS y DIARIO DE LAS AMÉRICAS.

Comparte:
Posted by ACN
Follow:
La nueva forma de informar lo que acontece en la Iglesia Católica en México y el mundo.
Leave a comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.